El bateador de los Tigres se encuentra a un solo imparable de convertirse en el jugador número 33.

Redacción Deportes, (EFE).- El venezolano Miguel Cabrera falló en los tres turnos al bate que tomó este jueves y no pudo alcanzar la marca de los 3.000 ‘hits’ en su carrera en la victoria de los Tigres de Detroit 3-0 sobre los Yanquis de Nueva York.

        El bateador de los Tigres se encuentra a un solo imparable de convertirse en el jugador número 33 que alcanza la marca de los 3.000 ‘hits’ en la historia de las Grandes Ligas.

      En su primera aparición al plato, en el primer episodio, Cabrera falló con un elevado al jardín izquierdo y luego fue retirado por la vía del ponche en el cuarto y sexto capítulo frente al abridor de los Yanquis, Jordan Montgomery (0-1).

     En el octavo acto el toletero venezolano llegó al plato con dos hombres en las bases y dos outs ante el relevista zurdo Lucas Luetge, por lo que el dirigente Aaron Boone decidió otorgarle base por bolas intencional para llenar las almohadillas y lanzarle al bateador izquierdo Austin Meadows, decisión que causó los abucheos de los aficionados en el Comerica Park, de Detroit.

FUENTE EL NACIONAL