Las fuerzas francess se retiran luego de una ruptura con el gobierno militar del país.

Durante nueve años, Francia fue el aliado más firme de Malí en su lucha contra los combatientes rebeldes que han matado a miles de personas y expulsado a cientos de miles de sus hogares.

      Ahora, las fuerzas francesas se están retirando después de una ruptura con el gobierno militar del país, que esta semana renunció a los acuerdos militares centrales de Malí con Francia.

     Francia comenzó sus operaciones militares en el Sahel en 2013, ayudando a Malí, su antigua colonia, a sofocar una revuelta en el norte. Pero los rebeldes se reagruparon para atacar el volátil centro del país, iniciando una rebelión a todo pulmón que el presidente electo Ibrahim Bubacar Keita no pudo frenar.

FUENTE ALJAZEERA NEWS