“Dios dijo: no le voy a entregar a satanás Venezuela”, acabó la tensa calma en el país sudamericano

  Los ánimos se han vuelto más tensos en las últimas horas en Venezuela, existe una batalla mediática que genera incredulidad acerca de la situación del país, el gobierno dice que no sucede nada, y los grupos opositores hablan de un ultimátum para el gobierno.

“Vivimos una decepción de que el cambio no ha llegado tan rápido como lo esperábamos” comentó José Rivero, nuestro corresponsal de Venezuela, “Estamos en un carrusel de emociones”.

  La credibilidad en el proceso actual chavista es casi cero, exceptuando a quienes militan en chavismo, que de cierta forma tiene un beneficio del sistema actual y la oposición no ha dado un plan específico, y esto venido mermando las emociones del país, asegura Rivero.

FUENTE MUNDO CRISTIANO