Este avión de bimotor combate es solo el cuarto caza de quinta generación.

El avión Chengdu J-20 “Mighty Dragon” representa un gran avance en el desarrollo militar chino. Este avión de combate bimotor sigiloso es solo el cuarto caza de quinta generación del mundo, con capacidades que lo convierten, como mínimo, en un pariente cercano de los F-22 y F-35 estadounidenses, así como del Su-57 ruso. Aunque entró en servicio en 2017, la aeronave comenzó a prestar servicio en gran número en 2018. El ejército chino comenzó a desplegar el J-20 en regiones muy disputadas en los mares de China Oriental y Meridional en abril, lo que indica su confianza en las capacidades operativas completas del avión.

     La tecnología furtiva del Mighty Dragon parece rivalizar con los cazas de quinta generación de Estados Unidos. La forma de su fuselaje, la forma de la entrada del motor, la forma de la tobera de escape e incluso el diseño de la pintura son similares a los del F-22 y el F-35. Antes del J-20, China utilizaba principalmente piezas y diseños rusos para construir su equipo militar. Al principio, los militares chinos confiaban en los sistemas de motores de fabricación rusa para el nuevo avión, pero finalmente los abandonaron y produjeron sus propios motores, los WS-15. Esto supuso una importante mejora en la capacidad de desarrollo de aviones de China, ya que el J-20 es realmente una tecnología propia.

FUENTE NOTICIAS DE ISRAEL