Idea del PLD invencible que dominó la política empieza a difuminarse

     Las rupturas en las bases de los partidos políticos tienden a alejar a las organizaciones del poder
La pregunta reina en el ambiente político. ¿Tiene posibilidad el danilismo de retener el poder en las próximas elecciones presidenciales del 2020? La interrogante ha tomado más protagonismo desde que el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) sufriera una dramática división que alejó de las filas moradas al ex presidente de la República, Leonel Fernández, quien ha decidido emplear toda su fuerza y capacidad de líder para armar una coalición de organizaciones capaz de sacar del Poder Ejecutivo a sus excompañeros morados.

      Con la salida de Fernández y sus seguidores, la organización de la estrella amarilla perdió su bien más preciado y clave de sus éxitos en las urnas: la unidad.

      Aunque han sobrado los discursos de los fieles danilistas minimizando el efecto negativo del desprendimiento leonelista de las filas del PLD para crear la Fuerza del Pueblo, la realidad es mucho más complicada de lo que podría verse a simple vista para el partido de gobierno, que ha logrado cuatro victorias presidenciales al hilo, desde el 2004 a 2016.

FUENTE EL CARIBE