Rusia y EE. UU. Militarizan el Mediterráneo frente a una supuesta confrontación

La reciente escalada de las tensiones entre Rusia y los Estados Unidos sobre el presunto ataque químico en la región de Guta Oriental, en Siria, ha provocado que ambas partes engrosen sus equipos militares en el mar Mediterráneo, enviando a esa zona más buques de guerra y cazabombarderos.

Esta situación se observa desde el 8 de abril, cuando el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, amenazó con responder al ataque químico, cuya autoría atribuyó a Damasco sin ofrecer ninguna evidencia. Luego, anunció el envío de destructores a los mares cercanos al país árabe, mientras que sus aliados occidentales se pusieron en máxima alerta de combate.

Por su parte, Moscú niega que se haya producido un ataque en Guta y asegura una reacción seria ante cualquier provocación contra sus instalaciones en Siria, para lo cual ha movilizado, junto con Damasco, sus fuerzas ante un eventual ataque estadounidense.

FUENTE HISPANTV